Vacaciones (o regalo)

Por supuesto, probablemente no saben ustedes que estoy de vacaciones. No, claro, cómo lo van a saber. Claro, eso implicará una signitiva reducción en la cadencia de actualización (¿se han fijado qué frase más enrevesada para una idea tan simple?). Pues sí, vacaciones, niños, niñas y pelotitas de goma. Hasta el martes que viene. Es decir, hoy miércoles y mañana jueves, porque aunque mi jefe diga que me da también el viernes, sábado, domingo y lunes, a mí no me engaña. Que no.

Y como no hay nada mejor que aprovechar un día de vacaciones para acompañar a tu señora de compras, pues eso he hecho. Que es básicamente lo mismo que haré mañana. Ay. Y como la carne es débil, y yo soy un buenazo y muchas otras cosas que ustedes a lo mejor saben y a lo mejor no, pues le he hecho un pequeño regalo. Que sospecho que le ha gustado. Y con éste les dejo hasta la próxima actualización, que quizá sea mañana, quizá pasado, y quizá no. Pásenlo bien.