My left escafoide

Ya sé que esto va a parecer otra de esas excusas que utilizo yo para no contar nada, pero es que resulta -sí, ahora es cuando viene la excusa- que el sábado me caí por las escaleras -mojadas- de una discoteca y la verdad, además de que me cuesta bastante teclear, ya que llevo del dedo pulgar hasta el codo una escayola que la tipa de urgencias de la Quirón me ha puesto casi literalmente "por si acaso" (por si acaso tengo el escafoides jodido) a la espera de lo que diga el de trauma (¿será, será?), me duele si lo intento. Y para los especuladores, sí, iba completamente sereno. Y sí, estaban mojadas. Y para los curiosos, no, no les he demandado.

Adjunto documento gráfico no concluyente (lo sé):

Bueno, eso, y que mañana entro a las 6:45 de la mañana y sinceramente, desde hace unos meses no me sobra el tiempo.